Más de US$ 1 millón donó Japón para preservar restos arqueológicos y museo de Pachacamac

La ministra de Relaciones Exteriores, Ana María Sánchez, y el embajador de Japón, Tatsuya Kabutan, anunciaron que el país asiático donará 148 millones 900 mil yenes (US$ 1.4 millones aproximadamente) destinado a la preservación de los restos arqueológicos de Pachacamac, así como para la conservación de su Museo de Sitio.

Tras hacer referencia a los 142 años de relación bilateral Perú - Japón, la canciller destacó que la cooperación de Japón estará centrada en tres aspectos. El primero orientado al cuidado de los restos arqueológicos de esa localidad, ubicada al sur de Lima. El segundo dirigido a la preservación de las piezas de cerámica y textiles preincaicas del lugar y, finalmente, a la difusión de la importancia de los restos entre los pobladores de la zona, a través de equipos audiovisuales.

 
Por su parte, el embajador señaló que la implementación de esta infraestructura permitirá que los residentes en el Valle de Lurín “entiendan mejor” las características del santuario de Pachacamac y también “mejoren su calidad de vida”.
 
Agregó que la inauguración del Museo de Sitio, en febrero, “llamó la atención en todo el mundo” y recordó que estos restos arqueológicos fueron visitados por el príncipe Fumihito Akishito y su esposa Kiko, cuando llegaron a Perú, hace dos años.